El ayuntamiento de Oslo

El ayuntamiento de Oslo (Oslo rådhus) es posiblemente uno de los puntos que más me llamó la atención y me sorprendió de esta ciudad. Y eso que a simple vista el edificio no llama demasiado la atención.
El ayuntamiento se encuentra ubicado en las cercanías de la calle Karl Johans gate, sobre la que se articulan gran parte de los edificios administrativos de la ciudad y del país.
La primera piedra del edificio la colocó el rey Haakon VII en 1931, aunque la obra como tal empezaría dos años más tarde. El edificio principal, que se complementaría más adelante con las dos torres, se abrió al uso en 1936. La invasión alemana en 1940 paralizó las obras, que se reanudaron en 1947, inaugurándose el edificio en 1950.
Ayuntamiento de Oslo, desde la pequeña plaza donde tiene la entrada
El 10 de diciembre de cada año, desde 1990, se entrega en el ayuntamiento el premio Nobel de la Paz, así que imagino que ya estarán preparándolo para el evento.
Personalmente me encantó, me parece una visita muy recomendable. Por fuera engaña mucho y da la sensación de ser un edificio muy austero. Sin embargo, ya desde el exterior se pueden apreciar algunos detalles interesantes, como los cuadros/esculturas en madera de los pasillos laterales donde aparece representada mucha información de la mitología nórdica, así como la fuente de los cisnes o el bonito reloj astronómico de la fachada principal.
 Detalle de uno de los cuadros, donde sale Odín sobre su caballo de ocho patas, Sleipnir
Entrar en el ayuntamiento no cuesta dinero. Nada más entrar se accede a una sala bastante espaciosa y  llena de luz, con murales por todos sitios. Las vistas desde el ayuntamiento de los alrededores no tienen desperdicio tampoco.
Interior del ayuntamiento
 Mirando en la otra dirección
Fuente en la sala
Detrás del ayuntamiento se encuentra un parque por el que merece la pena pasear o descansar un rato. Las vistas al fiordo, el paso del tranvía o las diversas fuentes y estatuas, ayudan a resaltar el exterior del edificio, que de por sí no es muy destacable.
La otra cara del ayuntamiento, con el tranvía al fondo
Paseando por el parque
Otra vista del ayuntamiento
Un pequeño descanso antes de continuar al siguiente destino…
Anuncios

3 comentarios

  1. Es muy “nórdico”, no se puede negar. Pero al menos es gratis, que ya es algo. Ya te debe de quedar poco de estancia, ¿no?

    09/12/2011 en 13:47

  2. Creo que fue de las pocas cosas que pude ver gratis, sip. Y llevo ya tres semanas en España 😛

    09/12/2011 en 15:56

  3. Yups, qué fallo XD

    16/12/2011 en 18:24

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s